Jueves, Mayo 23, 2024
Internacional

Cientos de familias venezolanas varadas  piden campamento de refugiados en Tacna

Medios de Tacna destacan el drama que viven centenares de familias venezolanas  expuestas al clima y al hambre en las cercanías del Complejo Fronterizo Santa Rosa en espera de poder ingresar a Chile, cuya frontera tiene ahora resguardo militar chileno.

Niños y adultos no tienen alimentos para sobrevivir y la mayoría son venezolanos que están pasando penurias y solicitan un campamento de refugiados que los pueda amparar.

El medio tacneño Radio Uno describe la vida del venezolano Alejandro Requena (38) quien improvisa con palos y cartones una fogata para preparar en una vieja sartén una sopa de fideos para alimentar a su esposa e hija de 17 años con quienes está varado en la frontera peruana.

Suma dos intentos de cruzar por pasos no autorizados hoy resguardado por militares desde el 25 de febrero. Señala que no se va a rendir en su objetivo de tener una mejor calidad de vida. “Somos del estado de Aragua, viví cinco años en Colombia y veo que amigos que están solo ocho meses en Chile les va mejor y por eso vamos para allá”, comentó. Este caso se multiplica por cientos. En los alrededores del Complejo Fronterizo Santa Rosa pernoctan a la intemperie centenares de extranjeros y sus familias, con hijos pequeños, que claman por un refugio humanitario.

Personal de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) llegaron éste viernes con bolsas con alimentos y agua. Los foráneos están varados y expuestos a las inclemencias del clima y sin contar con servicio de baño. Han convertido en letrina las cercanías del complejo Santa Rosa.

Abandonados a su suerte en la frontera tacneña

Dejar una Respuesta